//
inicio

Última Entrada.

Descontrol parafarmacéutico

Hace dos semanas, recibimos una consulta: una mujer con un proceso oncológico, con bajos niveles de hierro, consultaba si podía tomar “Floradix rico en hierro”, un suplemento alimenticio. Recurrimos a la web y, además de comprobar que incluye un repertorio de 19 extractos de plantas, frutas y levaduras, algunas no bien identificadas, p. ej., “alga marina” -como para buscar las interacciones-, no indica en ningún sitio la cantidad de hierro que contiene. Incluso se recomienda en embarazadas, y no resulta difícil imaginar que algunas de ellas pueden pensar que con ese producto tienen cubiertas las necesidades de hierro, evitando tomar compuestos farmacéuticos.

¿Es razonable que, en pleno siglo 21, nuestros pacientes y los ciudadanos en general estén expuestos a productos cuya utilidad no se conoce científicamente y que ni siquiera presentan una información básica? Se controlan los medicamentos, pero todos estos productos que venden “salud” carecen de un control suficiente.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.